domingo, septiembre 15, 2019
Breaking News
Home | Placeres | Mundo Animal | Tenencia Responsable de mascotas

Tenencia Responsable de mascotas

Por: Ivette García de Blanck. — Presidenta Fundación De Blanck.

Protección Animal y Tenencia Responsable.

La República dominicana es pionera en legislar sobre la protección y tenencia de los animales. Pocos países del mundo tienen una disposición legal a nivel nacional con este objetivo.

El 17 de julio de 2012 se aprobó en el Senado de la República la Ley nº 248-12, Ley de Protección Animal y Tenencia Responsable, publicada en la Gaceta Oficial nº 10692 el día 15 de agosto de 2012.

En el Considerando Tercero de esta Ley se expresa, que las situaciones de abuso y crueldad contra animales, especialmente las que ocurren en la vía y espacios públicos, no sólo dañan a los animales, sino que estimulan patrones de violencia. Esta afirmación es de tan relevancia ya que pone de manifiesto que la protección de los animales es doblemente necesario en nuestras sociedades por un doble sentido: la propia defensa de los derechos de los animales; y la protección del ser humano.

Los objetivos de esta ley son claramente expuestos en el artículo 1 de la misma: establecer las obligaciones del Estado para la protección animal; prevenir y erradicar todo maltrato y actos crueles contra los animales que los martiricen o molesten; velar por la salud y bienestar de los animales y fomentar y promover la conciencia social en cuanto a la protección y cuidado de los animales, estableciendo expresamente que todo ciudadano está en el deber de denunciar a las autoridades el maltrato o crueldad a que esté sometido un animal doméstico o de cría.

Entre otras regulaciones, determina también las obligaciones de los seres humanos en relación con los animales: mantener a los animales domésticos en el hogar en condiciones de higiene adecuadas para su salud y la de la familia; facilitar movilidad, higiene, momentos de esparcimiento y diversión al animal; impedir que el animal se escape; alimentar, dar agua y velar por la salud; no causar ni permitir se cause daño, sufrimiento, maltrato o tratos crueles a los animales de su propiedad o bajo su cuidado; no causar sed, insolación, dolores que atente contra su salud; mantener un control estricto y sistemático de vacunas oficiales, principalmente contra la rabia; el cuidado de animal atropellado; etc.

Asimismo, se prohíbe el maltrato a los animales de carga y el acarreo y venta de productos empleando animales; prohibición de procedimientos de crueldad para el traslado; se prohíbe la comercialización de animales en lugares públicos y circos y espectáculos con animales; entre muchas otras, y detalla lo que se considerará maltrato animal, profundizando con ello los delitos ya previstos en la Ley nº 550-14, de 16 de diciembre de 2014, Código Penal.

El incumplimiento de dichos deberes y obligaciones conlleva sanciones previstas y reguladas en la citada Ley, contemplado penas de prisión de libertad y sanciones económicas. Además, se le pueden aplicar otras sanciones accesorias como la retira del derecho a tener animales por tiempo determinado; pérdida de licencia de actividad, etc.

Si bien esta ley es un avance de la sociedad dominicana en la defensa de los derechos de los animales, todavía no es suficiente. Los animales aún son cosas, meros bienes susceptibles de apropiación y de libre disposición por parte de sus propietarios; se permite la venta de animales, la experimentación con animales vivos, las lidias de gallos, etc., no se regula en absoluto el bienestar de los animales criados para la alimentación del ser humano y además, las penas que se imponen a los maltratadores son de poca entidad o cuantía económica, por lo que se hace necesaria en la actualidad una modificación al respecto.

Disfrute de la revista en Issuu

Check Also

Zoonosis: entenderla y protegerse

Por Hans J Graf @hansgrafbogran www.hansgraf.com El término proviene del griego. Se refiere a las …

http://www.themesfreedownloader.com latest government jobs stock market tutorial